Realiza tu Elevator Pitch en 3 pasos

Si estás en medio de un proyecto o de un emprendimiento, estamos seguros de que sabes lo que significa Elevator Pitch, así sea por otro nombre, pero de todas maneras te lo aclararemos para evitar confusiones.

Elevator Pitch: Es el término extranjero que se traduce como “Discurso de elevador”. Este consiste en un discurso muy breve, tan breve que el máximo de tiempo que debe durar es 30 segundos. Y en esos pocos segundos debes ser capaz de explicar la idea de tu proyecto, empresa, producto, servicio o emprendimiento de una manera general. Es un excelente recurso para hacer networking. Las preguntas básicas que deberás responder son:

  • ¿De qué se trata?
  • ¿Cómo vas a lograrlo?
  • ¿Cuál es tu presupuesto?
  • ¿Cuáles serán los beneficios/ganancias?

Todo esto debe responderse de una manera positiva, firme y con convicción, ya que será el discurso rápido que usarás para venderle tu proyecto o tu idea a una persona que sea de interés (comprador, accionista, socio, etc.). ¿Es esto posible en tan solo 30 segundos? Sí lo es y, de hecho, es necesario, puesto que permite mantener en cierta forma el misterio e invita a conocer más. A continuación te lo explicaremos en 3 pasos, los cuales debes seguir una vez que, por supuesto, te presentes:

Paso 1

Lo primero que debes hacer es definir tu público objetivo. Como toda estrategia (estamos hablando de un discurso estratégico) es importante que sepas quién es tu público para que puedas saber cómo dirigirte a él. No es lo mismo hablarle a una adolescente para que te compre la nueva línea de maquillaje de X marca, que hablarle a un empresario para que se convierta en el nuevo socio de tu proyecto. Es necesario que en este paso definas características y atributos, algo muy parecido a hacer una segmentación demográfica (edad, sexo, poder adquisitivo, generación, etc.) y/o psicográfica (personalidad, estilo de vida, entre otros).

Paso 2

Luego de que definas a tu público y cómo será la manera de dirigirte a él, hablarle, la tonalidad que usarás, el lenguaje, etc. Deberás definir la problemática de tu idea si es que tiene una o simplemente explicar brevemente en qué consiste, cuál es el objetivo, la misión, la visión, qué es lo que pretendes lograr. Puedes apoyarte e algún breve estudio, encuesta de opinión, porcentaje o cualquier otro argumento que sirva para explicar tu problema, tu idea y por qué es tan importante o más relevante que otras similares. La clave es: ser breve. Recuerda que son máximo 30 segundos, así que utiliza un único argumento, pero que sea lo bastante sólido como para causar impacto.  Por ejemplo: Nuestro equipo ha investigado N cantidad de casos y hemos encontrado que un 85% de los entrevistados o encuestados se sienten más cómodos realizando X cosa. Corto, pero contundente.

Paso 3

Ahora que has explicado tu problema o tu idea, debes dar a conocer la manera en que aquello que propones será posible. ¿Cómo lograrás ese objetivo? ¿Cuál es la solución? Y una vez expuesto el “cómo” deberás explicar el resultado. Es decir, una vez que tengo este objetivo, y hago este procedimiento para lograrlo, este será el resultado final, lo que en términos sencillos se traduce en beneficios o ganancias.

Importante

  • Evita las expresiones que demuestren duda, como por ejemplo: “intentaremos”, “probablemente”, “puede que”.
  • Con base en lo anterior, utiliza expresiones que demuestren convicción como por ejemplo: “lo haremos”, “será posible”, “será”.
  • Intenta dejar esa sensación de “quiero saber más”.

¿Por qué el Elevator Pitch?

A estas alturas quizás te preguntes ¿por qué un discurso tan corto y no más detallado? A veces los detalles enredan un poco a las personas y la verdad es que si deseas que tu idea se venda, no pueden quedar cabos sueltos. Nuestro público debe entender perfectamente lo que planteas en 30 segundos.

Y ¿por qué tan poco tiempo?

El tiempo de las personas siempre es muy limitado, ya que si son clientes, se aburren con los largos discursos y pierden el interés, y, si son personas de importancia y con una atareada agenda, muy probablemente su tiempo sea limitado.

¿No te sucede que cuando observas un vídeo en alguna red social de publicidad (más que todo), luego de los 30 segundos te aburres y mueves el cursor para ver cuánto tiempo le queda? Esto es exactamente lo que sucede con los discursos muy largos y detallados. Nuestra realidad actual es muy dinámica, rápida y ajetreada, por lo que nos suele molestar algo que dure demasiado tiempo. Por eso te dejamos este video para finalizar la información sobre el Elevator Pitch:

El vídeo anterior habla de 20 segundos, nosotros sugerimos 30 y en algunos casos puede mencionarse hasta 1 minuto. Usa el tiempo que requieras, pero lo importante es que lo que expongas sea muy breve, conciso y preciso. Si sobrepasas el minuto debes pensar seriamente en reducirlo. Si te encuentras en una sesión de networking quizás tengas la posibilidad de exponer un poco de más detalles luego de que el interlocutor intercambie opiniones y te haga preguntas que requieran de más información, pero si este no es el caso, opta por el tiempo mínimo y la simplicidad.


Te recomendamos: 

Consejos para freelancers: ¿cómo mejorar la productividad?

Branding personal: ¿qué significa tener una marca personal?

Fuente:

https://hormigasenlanube.com/como-hacer-un-buen-elevator-pitch-en-3-pasos/#Por_que_aprender_como_hacer_un_buen_elevator_pitch

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *